Artículos año 2012 Jolopca

En memoria de mis tíos Pepe y Conchita

EL CRONISTA AUTODIDACTA

Con motivo del fallecimiento de José López Cava “Jolopca”, en su localidad de Manzanares, me permito una breve semblanza de su figura por considerar que estas personas han supuesto un hito en la cercana historia manchega dentro del ámbito de la comunicación y del deporte y además lo hago desde el filtro afectivo de mi parentesco como sobrino del aludido y con el que he mantenido siempre un vínculo de cercanía, afecto y respeto.

Jolopca, último pseudónimo con el que pasará a la historia en su entorno cercano, pues anteriormente firmó colaboraciones con el de Jotaelece, ha reunido varias facetas que lo convierten en uno de los pioneros de la prensa escrita de nuestra región, a través del diario “Lanza” y sus suplementos, en el que escribió su primera colaboración con una entrevista a Esquiva, antiguo meta del Real Madrid, el 3 de diciembre de 1943, así como corresponsal de los diarios deportivos de mayor prestigio y tradición como “Marca” en el que aparecen artículos suyos en los años cuarenta del pasado siglo XX, pero también como agente de jugadores de fútbol, en una etapa en la que esta actividad no sólo no estaba regulada sino que era inexistente desde lo que hoy veríamos como un modelo de ingenio e innovación para encontrar tareas con las que compensar las exiguas pagas que los funcionarios de casi todas las épocas se veían sometidos a soportar.

Como cronista de pueblo, que era como se denominaba a las producciones que los aficionados a la pluma recibían por colaborar en los escasos medios escritos, pues su formación académica no pasó de los estudios primarios, llenó toda una etapa de colaboraciones y crónicas sociales, efemérides y anécdotas de todo tipo amén de las críticas que conlleva poner de manifiesto las luces y las sombras de los diferentes gobiernos locales que se han ido sucediendo en su Manzanares natal. Esto le acarreó filias y fobias, como le ocurre a todos los mortales, pero él mantuvo su independencia a su manera sin preocuparse de los muchos lazos afectivos que pudieran verse afectados.

Como hombre de fútbol, son multitud de conocidos, contactos, transacciones, partidos, crónicas, fichajes de jugadores y un sinfín de literatura deportiva acumulada en sus estanterías, dado que se trataba de un gran bibliófilo, lector empedernido y coleccionista de todo tipo de “papeles” y objetos que hicieran referencia a este apasionado mundo del fútbol y por extensión al de otros espectáculos que sucedieran en el marco de su localidad, es decir, corridas de toros, actuaciones musicales, teatrales, etc.

Como familia sólo puedo decir que era una persona generosa, pendiente de los demás y siempre atento a lo que necesitásemos. Nervioso y activo en todo momento, con una memoria prodigiosa, que ha mantenido casi hasta sus últimos días, le permitía contarte sus interminables vivencias y que le pudiéramos consultar cualquier dato, pues siempre nos respondía como si de una enciclopedia viva se tratase. Los que le hemos conocido y compartido multitud de ratos le echaremos de menos y lo mantendremos en nuestro recuerdo con gratitud y admiración.

REPRODUZCO A CONTINUACIÓN DOS ARTÍCULOS SOBRE JOLOPCA PUBLICADOS POR EL DIARIO "LANZA" DE CIUDAD REAL

HA MUERTO JOLOPCA

JUANJO DÍAZ-PORTALES

José López Cava "Jolopca" ha fallecido a los 90 años de edad. Era el decano de los corresponsales de prensa de la provincia de Ciudad Real. Estuvo casi 60 años al pie de la noticia. Desde 1943 fue el corresponsal del diario,"Lanza" en Manzanares hasta que en 1998 sufrió un accidente con su ciclomotor que le apartó de la vorágine informativa diaria, pero no del periodismo provincial, en el que siempre será un referente. Jolopca ha muerto, pero Jolopca permanece entre nosotros. Nos deja escritas miles de páginas de la historia diaria de Manzanares. Publicó sus primeras crónicas en 1942 en el diario "Gol", firmando éstas como "Jotaelecé". Dos años más tarde cambió el seudónimo por el de "Jolopca" cuando comenzó su andadura en el diario "Lanza". Sus primeras crónicas de información general recuerdan la inauguración del Mercado de Abastos o la reconstrucción de la Plaza de Toros de Manzanares.

En la información deportiva, una de sus debilidades, fue pluma habitual de "Marca", "Trofeo" y "Deportes", publicaciones de la época. También escribió en "Dígame" y "El Alcázar", y desde 1942 -según reza en su carné- era corresponsal de la Agencia de Noticias "Mencheta".

Su relación con el mundo del deporte fue muy especial e intensa, hasta el punto que llevó a muchos futbolistas a los grandes clubes de nuestro país. En la época fue lo que hoy llamamos un agente de jugadores, motivo por el cual recibió las insignias de oro y brillantes del Real Madrid y del Atlético de Madrid, que conservaba con orgullo en su domicilio de la calle Obispo Carrascosa junto a una amplia y ordenada colección de insignias. Y es que Jolopca llevó al club colchonero a uno de los mejores centrocampistas de su historia, Adelardo Rodríguez, que además se casó con la hija de D. Vicente Calderón, según le gustaba recordar al veterano periodista antes de que su memoria comenzara a flaquear. Fue uno de los puntales de la "Orden de la Bota" junto al médico Don Emiliano García Roldán, con quien ahora se reencontrará en el lugar que el cielo tiene reservado a los manzanareños destacados. Camacho tiene allí preparada su cámara para captar nuevas investiduras de miembros o la imagen que ¡lustre las crónicas de Jolopca.

Fue empleado del Servicio de Aguas, en las oficinas que éste tenía en la calle Comercio, hoy vivienda tutelada. La Peña Taurina "Vicente Yestera" le homenajeó en la entrega del I Trofeo que lleva el nombre del subalterno manzanareño. También lo hizo el Ayuntamiento de Manzanares, a través de la gerencia de FERCAM, en 1999, con la entrega de una placa de agradecimiento por sus muchos años de colaboración con la feria y su incesante labor informativa. "Jolopca" no pudo asistir por motivos de salud a recoger la placa del homenaje, que le fue llevada después a su domicilio. El veterano informador sufrió un grave accidente con su Vespino en los días previos a la edición ferial de 1998, cuando precisamente llevaba al correo unas crónicas sobre FERCAM para que estuvieran lo antes posible en la redacción del diario "Lanza".

Estuvo mucho tiempo hospitalizado y apartado de la labor periodística, aunque posteriormente sacó tiempo para publicar informaciones puntuales. Tuve la fortuna y el honor de coincidir profesionalmente con "Jolopca" durante más de un lustro en numerosos actos y ruedas de prensa. Me sentí orgulloso de ser apreciado por él, por un periodista vocacional que nos ha marcado el camino a los demás. Recuerdo cuando me confiaba la responsabilidad de algunas crónicas deportivas para "Mencheta" cuando él no podía ir a algún partido del Manzanares, o cuando me presentó a Federico Martín Bahamontes en una carrera ciclista de la Romería de Siles para que lo tuviera en directo en Onda Mancha Manzanares. Es la imagen que ilustra esta información y que siempre me ha recordado a una alternativa taurina, en este caso, alternativa informativa, con él de padrino. Muchos jóvenes de Manzanares no sabrán quién es la persona que ha fallecido hoy en su pueblo. Sirva esta necrología para que lo sepan y para que otras muchas personas lo recuerden. Mientras tanto, humildemente, trataremos de seguir con su testigo.

JOLOPCA: ADIÓS CON EL CORAZÓN

A mi retiro jubilar llega LANZA con mucho retraso. Por ello, me entero tardíamente de la muerte de JOLOPCA, cuando ya se han publicado varios artículos necrológicos, todos muy atinados. Pero como exdirector de este periódico y amigo personal del fallecido, no quiero que le falten unas modestas líneas mías. La última vez que hablé por teléfono con él fue hace varios meses, con motivo de un justo homenaje que se le rindió. Se emocionó mucho por recibir mi llamada, tal vez inesperada por la lejanía y mi apartamiento definitivo de la provincia. Volví a llamarle cuando falleció su mujer, para darle el pésame y prometerle que ofrecería una misa por su eterno y salvífico descanso, pero ya no se pudo poner al teléfono porque, al parecer, había entrado, él mismo, en su propia hora terminal y sólo pude rogar, a quien me atendió, que le transmitiera mi sentir.

Como subdirector de la Redacción fundadora, intervine en el nombramiento de JOLOPCA como corresponsal de Lanza en Manzanares. Le conocía por sus colaboraciones en la edición especial de El Alcázar para la provincia, cuando aún no había salido nuestro periódico. Luego, la amistad llegó porque ambos nos ocupábamos de tas crónicas deportivas de los equipos de nuestras respectivas residencias, ¿Qué puedo decir yo que no se haya dicho de JOLOPCA, de su bonhomía y de su incansable labor periodística? Solamente ratificar juicios tan justos y acertados. Y añadir mi dolor y respeto personales, porque cumplió siempre como debía y más. Fui más su amigo que su director. Como otros, que se fueron antes que él, estarán siempre en mi corazón. Y, con ello queda todo dicho.

CARLOS Mª SAN MARTÍN
Ex DIRECTOR DE LANZA Y ÚLTIMO SUPERVIVIENTE DE LA REDACCIÓN FUNDADORA

Agosto de 2012
    Subir ^ www.justorien.es © 2018